POSICIONES
Para la CGT, la ley ómnibus es «peor» que el DNU

«No cabe duda que es una transferencia real de los sectores trabajadores que pierden capacidad de acción ante derechos que están plasmados en la Constitución y en los tratados internacionales», señalaron.

El cotitular de la CGT Héctor Daer afirmó ayer que «la ley ómnibus es exponencialmente peor que el DNU» del presidente Javier Milei; y advirtió que el Gobierno pretende «transformar» el país «sin una mirada de progreso» y remarcó que la central obrera no tiene «contacto» con el Ejecutivo, al confirmar el paro y movilización al Congreso para el próximo 24 de enero.

A la vez, el también cosecretario general Pablo Moyano señaló que la movilización «va a ser multitudinaria» y que involucrará a organizaciones sindicales y sociales «que se ven perjudicados por esta locura que está llevando adelante el ‘enviado del cielo’, que se caga en el Congreso y en los trabajadores».

«No hay contacto con el Gobierno. Nosotros no propusimos la dinámica. En menos de una semana transforman la Argentina absolutamente y no lo hacen con una mirada de progreso. Nos llevan a la Argentina pastoril. Por eso hablan de que el mejor presidente fue Julio Argentino Roca», indicó Daer desde la sede central de la CGT.

Para el gremialista, el DNU con el que Milei estableció la desregulación de la economía tiene «características ilegales» y -dijo- «apunta contra los derechos individuales de los trabajadores, contra los derechos colectivos, contra un sistema universal y solidario de salud, y contra a una cantidad innumerables de cuestiones que hacen a nuestro país».

«No cabe duda que es una transferencia real de los sectores trabajadores que pierden capacidad de acción ante derechos que están plasmados en la Constitución y en los tratados internacionales», agregó.

Sobre el Proyecto de Ley ‘Bases y Puntos de Partida para La Libertad de los Argentinos’ enviado al Congreso por el Gobierno, Daer señaló que «atenta contra los jubilados» por hacer «desaparecer la fórmula jubilatoria», «atenta contra las indemnizaciones» y promueve las «privatizaciones» de empresas del Estado. «No cuidamos el patrimonio de los argentinos, no cuidamos la Nación», sostuvo.

El secretario general explicó que la decisión de establecer la protesta con fecha 24 de enero es porque coincidiría con el día en que el Congreso tratará la ley ómnibus.

Por su lado, Moyano dijo que se hará «un cese de actividades para proteger a los trabajadores y que puedan marchar» al Parlamento y detalló que «seguramente» formen parte «las dos CTA, la UTEP y todos los movimientos sociales que se ven perjudicados por este DNU».

«Por esta locura que está llevando adelante el enviado del cielo que se caga en el Congreso y se caga en los trabajadores. Vamos a estar en la calle como hemos hecho siempre, defendiendo un solo interés. A nosotros nos votaron los trabajadores para que los defendamos», apuntó.

El gremialista recalcó que la protesta será también para «defender todas las empresas del Estado» entre las que enumeró a YPF, Aerolíneas Argentinas, Trenes Argentinos, Radio Nacional y Télam.

«Si no, se las regalan a los socios de ellos. Los más grandes beneficiarios son Paolo Rocca y Mercado libre, todos los que le han bancado la campaña. Se repite la historia de los ’90. Vuelve el menemismo que creíamos erradicado», resaltó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *