En Libres, un magistrado pretende condicionar la actividad periodística

Compartir esta noticia

Se trata del camarista Marcelo Pardo, quien se aferra a una cordada de hace diez años de la Corte Suprema para intentar restringir la tarea informativa en audiencias públicas, no permitiendo comentarios posteriores. Liberando sin embargo al público. Llama la atención que esto ocurra cuando comienza el juicio contra Ernesto “Vuvuzela” Medina. El periodista Ignacio Villanueva, lo explica en detalle. Audio: Ignacio Villanueva.

Marcelo Manuel Pardo es uno de los miembros del Tribunal Penal Oral de Paso de los Libres y días atrás arbitrariamente determinó que cuando él preside las audiencias públicas los periodistas y trabajadores de prensa pueden asistir, pero deben abstenerse de realizar publicaciones y/o comentarios posteriores.

Tal decisión se sustenta en una Acordada de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, de 2008; la que establece cuáles son los distintos actos del juicio oral que pueden ser transmitidos en vivo por radio y televisión.

Lo sorprendente es que la restricción impuesta por el magistrado libreño pesa solamente sobre la prensa y no afecta al público que concurre a la audiencia, que está habilitado para comentar, por ejemplo, a través de las redes sociales o en una entrevista en cualquier medio.

Sobre este particular, fue consultado esta mañana en PONELE H Radio el periodista Ignacio Villanueva, uno de los más afectados por la determinación del juez Pardo, pues se especializa en temas judiciales y policiales.

Villanueva detalló pormenorizadamente de qué se trata este intento de impedir el normal desempeño de la tarea periodística e incluso confesó haber tratado de convencer al magistrado de revisar su decisión. Además, suspicazmente, vinculó esta medida al inicio del juicio por el sonado caso que involucra a Ernesto Medina, un oscuro personaje de la comunidad libreña acusado de “Hurto Calamitoso” en perjuicio de Álvaro Sánchez Guerrero.

Cabe consignar que a consecuencia de este evidente condicionamiento al derecho de trabajar y de informar, tomó intervención la Asociación de Periodistas de Corrientes (APC). Cuyo secretario general, Atilio Ramírez, solicitó al juez Pardo que retrotraiga su decisión.

EL SINDICATO DE PRENSA INTERVIENE EN EL CASO

DENUNCIA –  SOLICITA SE RETROTRAIGA DECISIÓN

Atilio Javier Ramírez DNI N° 24.944.313, en mi carácter de Secretario General de la Asociación de Periodistas de Corrientes (asociación sindical de primera grado, con inscripción gremial N° 1.162), y constituyendo domicilio en San Juan 1.498 de la ciudad de Corrientes, provincia de Corrientes, entidad afiliada a la Federación Argentina de Trabajadores de Prensa (FATPREN), asociación sindical de segundo grado con personería gremial N° 367/60, con domicilio en Solís 1.158 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, me dirijo a VE por medio de la presente y en representación de los trabajadores de prensa de la provincia de  Corrientes con la intención de manifestar nuestro más enérgico repudio a las medidas adoptadas por Su Señoría ante argumentos de una Acordada del año 2008 de la CSJN con relación a la cobertura de la audiencia de juicios que se desarrollan bajo su jurisdicción, y nuestro requerimiento de que se revea la decisión, autorizando la participación y democratizando el acceso a la misma de los trabajadores de prensa y medios interesados.

 

  1. HECHOS

De acuerdo a lo manifestado por nuestros colegas, VS no permite la difusión de los devenires de las audiencias de juicio en base a lo establecido por Acordada 29/2008 de la CSJN. Asimismo, se encuentra ausente de publicación real resolución que determine la decisión notificada verbalmente, así como la causal objetiva de esta decisión restrictiva.

 

  1. OBSTRUCCIÓN DEL DERECHO HUMANO A LA INFORMACIÓN

La decisión de impedir a medios y periodistas la posibilidad de acreditarse para la cobertura, así como limitar la difusión pública de contenidos de la audiencia que son de interés público, contraría manifiestamente al derecho humano de acceso a la información incorporado con rango constitucional en el marco del Art. 75 Inc. 22 de la CN por Art. 13 del Pacto de San José de Costa Rica (Pacto Interamericano de Derechos Económicos, Sociales y Culturales), y al derecho al acceso a la información pública que garantiza la Ley 27.275 y su reconocimiento por Acordada 42/2017 de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en relación con la publicidad de los actos de Gobierno y el derecho humano de acceso a la información pública.

Colisiona también la determinación de VS con los términos de la misma Acordada 29/2008 de la CSJN, que establece en sus considerandos “…Que es preciso garantizar el derecho a la información en los casos judiciales de trascendencia pública que generan gran interés en la ciudadanía…”; así como con la Guía de Buenas Prácticas para el Tratamiento y Difusión de Información del máximo órgano judicial de la Nación. En cuanto a este último, corresponde observar que uno de sus primeros lineamientos resulta “La información de causas en trámite o concluidas será ampliamente difundida cuando haya un interés público comprometido o cuando se estime que darla a conocer contribuye a una adecuada percepción social sobre la función del Poder Judicial y al fortalecimiento de la democracia”; así como que “durante el desarrollo de juicios orales y públicos, así como en la realización por parte de organismos judiciales de audiencias u otro tipo de actos públicos, se procurará garantizar la presencia de periodistas, como un modo de extender la publicidad de tales actividades y acceder así a un público más vasto”.

Finalmente, y ante la imposibilidad de acceder a VS o a respuesta alguna por parte de su tribunal, corresponde recordar que dicha guía también propone que “las demandas de los periodistas deben ser siempre atendidas, aunque no puedan ser satisfechas total o parcialmente”.

En estos términos, consideramos que la decisión de impedir y limitar el acceso y el ejercicio de las funciones de los periodistas no tiene ninguna justificación válida ni objetiva. Asimismo, y por motivos evidentes, la restricción de medios informativos del desarrollo del presente caso de notable interés público por los valores y derechos que se discuten y las circunstancias de público conocimiento que rodean al mismo, no hará más que limitar el derecho al pluralismo informativo del pueblo correntino (parte fundamental del derecho a la información mencionado anteriormente).

Para el caso de que VE corrigiera su indebida decisión, deberá reforzarse que ningún elemento objetivo que pudiera determinar la prevalencia de un medio sobre otro o de un periodista sobre otro, justificando no discriminatoria y/o subjetivamente la elección que Su Señoría deberá llevar adelante ante la inscripción, y por fuera de las facultades que su nombramiento y jurisdicción le habilitan. Retomando lo establecido por la Guía de Lineamientos…, debe la justicia “dar igual tratamiento a todos los medios de comunicación en el momento de hacer pública una información, evitando priorizar injustificadamente a un medio o a un periodista”.

La actitud restrictiva y limitante de la labor de la prensa y los periodistas de VS dista palmariamente con los preceptos legales citados anteriormente. En este sentido es que apelamos a VE, esperando que revise su decisión limitante de los derechos a la libertad de expresión y al acceso a la información y proceda a habilitar la participación libre y democrática que requiere un caso como el presente.

 

  1. PETITORIO

Por todo lo anterior, exhortamos a VE en carácter urgente a revertir la disposición con relación al trabajo de los periodistas y a no cercenar la tarea de los trabajadores, bajo apercibimiento de agotar todas las instancias posibles, recurrir ante órganos superiores del Poder Judicial de la Nación y Consejo de la Magistratura y/o iniciar las acciones que se consideren necesarias para evitar la violación de los derechos referidos.

A todo evento, solicitamos a VE que dé trámite de amparo a esta petición, y/o articule la misma a través de la facultad de Superintendencia sobre las instancias inferiores, a fin de obtener una respuesta inmediata y efectiva.

Saludamos a Ud. a la espera de una pronta respuesta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *